Noticias Partidos
Boca Juniors

La temporada de Boca: el resumen del 2022 del Xeneize

17:44 CET 31/12/22
Riquelme Messi Maillot Boca Juniors
El Xeneize cierra su 2022 con altibajos; levantó varios títulos, pero quedó eliminado demasiado pronto de Libertadores. En el medio, varias peleas.

Como alguna vez inmortalizó Juan Carlos Lorenzo, "Boca es Sportivo Ganar Siempre". Y en el afán de mantenerse en lo más alto, muchas veces debe tomar decisiones. Sin dudas, un club que vive al límite quiera o no.

En 2022 vivió tantos momentos como otro club podría haberlo hecho en una década, hay meses donde tuvo problemas, soluciones, caos y títulos.

En GOAL repasamos los momentos más importantes de la temporada.


ENERO


La vuelta del Pipa

La primera gran noticia del año boquense fue la vuelta de Darío Benedetto. Después de un largo coqueteo, el delantero firmó contrato para comenzar su segundo ciclo en Boca. El 21 de enero fue presentado, y dijo: "Lo hablamos con mi esposa y no dudamos. La decisión fue con el corazón, sin pensar en absolutamente nada, ni como está el país, absolutamente nada. Estoy contento, no me arrepiento de haber tomado la decisión que tomé".

Además del Pipa, el Xeneize abrochó otros dos refuerzos: Nicolás Figal y Pol Fernández.


FEBRERO


Primer cortocircuito

El primer partido oficial fue ante Colón, en una Bombonera repleta, pero con un césped en pésimo estado. Aquella noche Benedetto marcó su primer gol y luego el Sabalero lo empató, lo que suscitó una opinión de Román: "somos un equipo muy bueno, muy inocente, no hacemos tiempo, no cortamos el juego. Somos un equipo muy sano".

Carlos Izquierdoz, el capitán del equipo, decidió responder: “hace 15 años que juego al fútbol profesional. Si fuera tan inocente o mis compañeros fueran tan inocentes, no estaríamos jugando en la Primera de Boca".

El día de la inundación

Durante este mes se dio otro episodio pintoresco del año. Boca vencía 2-1 a Independiente en su visita al Libertadores de América, cuando se largó una lluvia torrencial. El árbitro decidió no parar las acciones y llegó el empate del Rojo, que prácticamente no se pudo transmitir por televisión. ¿Lo más raro? Recién decidió suspenderlo en los minutos adicionales.


MARZO


La novela Almendra - Battaglia y Benedetto

El mes se abrió con una polémica de novela entre Almendra, Battaglia y el plantel boquense. Durante la práctica del 28 de febrero, en una acción de juego, el volante se enojó con un compañero y el entrenador quiso poner paños fríos. En ese instante Almendra respondió mal, por lo que Battaglia decidió expulsarlo de la práctica.

Ya el 1 de marzo lo mandó a entrenar -junto a Varela, aunque este por otro acto de indisciplina- con Reserva. "Como cuerpo técnico tenemos unas reglas que cumplir y hay que hacerse cargo de lo que uno hace. Fui claro con todo el plantel en cuanto a las reglas que hay que cumplir, el que se quiera sumar, bienvenido sea y el que no, ya sabe lo que le puede pasar", expresó el mandamás del banquillo.

A esto se le sumaron las explosivas declaraciones de Darío Benedetto: "A la larga iba a pasar, no se aguantaba más. El plantel banca a muerte la decisión del entrenador, hay cosas que sobrepasan el límite y creo que la decisión que se tomó es la correcta. Esto había que sacarlo de raíz, los referentes hablamos con el técnico y estábamos todos en la misma línea: el jugador que no quiere sumar para Boca no sirve dentro del plantel. Más allá de que se juegue o no, uno siempre tiene que estar sumando y en este caso no era así. Agustín nunca entendió la camiseta que tenía puesta".

La victoria en el Monumental

En lo estrictamente deportivo, el tercer mes del año se cerró con una muy buena noticia. Por la séptima jornada de la Copa de la Liga, Boca visitó el Monumental para enfrentar a River y lo venció 1-0. El gol fue de Sebastián Villa, que aprovechó una desinteligencia entre Gonzalez Pirez y Armani.


ABRIL


Mal debut en Libertadores

Boca debutó perdiendo en la Copa Libertadores, fue 2-0 en Colombia ante Deportivo Cali y su gran objetivo comenzaba cuesta arriba. Como si fuese poco, en el torneo local seguía sin poder ganar en La Bombonera: de los cinco encuentros que había jugado en Brandsen 805, empató cuatro y perdió uno.

"Movete, Boca, movete"

El 20 de abril se dio la gota que rebasó el vaso, en el empate 1-1 ante Godoy Cruz. Boca se vio superado por uno de los equipos con peor presente y Javier Garcia fue figura. El Xeneize sumaba cuatro sin ganar y quedaba cuarto en la zona de clasificación de Copa de la Liga. Por primera vez en mucho tiempo bajaron cánticos contra los jugadores de las gradas azules y amarillas.

La resurrección

Justo cuando terminaba el mes llegó un partido clave: la victoria 2-0 contra Barracas Central. El Pipa clavó dos golazos y comenzó una verdadera remontada xeneize.


MAYO


La victoria clave en Bolivia

En la cancha, mayo fue un alivio total para Boca. Arrancó con una final anticipada por Copa Libertadores, ya que debía ganar en Bolivia ante Always Ready para seguir con vida. Tan relevante era que incluso Juan Román Riquelme decidió acompañar a la delegación. Y desde el primer minuto se sintió. Fue 1-0 y así quedó segundo a falta de un partido.

Primer trofeo del 2022

Hizo un camino perfecto por las eliminatorias de la Copa de la Liga: venció a Defensa y Justicia en La Bombonera, a Racing por penales y a Tigre en Córdoba. Así levantó su primer trofeo del año.

La agónica clasificación a octavos

Alan Varela tuvo su redención el 26 de mayo, en la fecha 6 del grupo de Libertadores, cuando Boca recibió a Deportivo Cali. Con un zapatazo desde afuera del área, el volante le dio una victoria clave al Xeneize y no solo lo clasificó, sino que lo dejó líder ya que Corinthians no pudo con los bolivianos en Brasil.

Villa y la violencia de género, otra vez...

En el plano extrafutbolístico, Sebastián Villa volvió a tener problemas con la justicia por denuncias de violencia de género. La víctima brindó información de sus lesiones, videos, audios y pericias que constatarían la agresión sexual del colombiano que, en todo momento, siguió jugando con el manto boquense.


JUNIO


Los 8vos: otra vez Corinthians

El meridiano del año fue un momento de tensa calma para el club. En el Torneo de la Liga 2022 tenía buenas y malas, pero su objetivo estaba claro: los octavos de final de Copa Libertadores. Por azares del destino le volvió a tocar jugar ante Corinthians, y en la ida empató 0-0.

El festejo de Troyansky

Un encuentro con pocas luces. Los dos equipos fueron con alineaciones bastante alternativas por compromisos internacionales. En el trámite no pasó demasiado hasta el final. En el último minuto, Izquierdoz hizo un penal, vio la roja y Troyansky lo pateó. Javier García lo atajó, pero se adelantó y se repitió el remate. Esta vez fue adentro, y el delantero decidió quitarse la camiseta y mostrarsela a la hinchada local. Los bosteros no lo soportaron y se le fueron al humo.


JULIO


La salida del Toto

Salvio decidió irse libre a horas del cierre del mercado y si bien estaba perdiendo terreno con Zeballos, Boca se quedó sin recambio en una posición clave para un momento cúlmine.

El bochorno ante Banfield

En La Bombonera, y con la cabeza en la vuelta ante Corinthians, Boca hizo un papelón frente a los pibes del Taladro. En 38 minutos perdía 3-0 y pudieron ser más. Finalmente el marcador no se movió, pero el clima quedó caliente.

Los penales del Pipa y la eliminación de Libertadores

Al igual que la ida, la vuelta ante el Timao también fue sin goles. No obstante, esta vez Boca tuvo varias oportunidades claras, hasta un penal, todas en los pies de Benedetto que definió una y otra vez sin precisión. Incluso en los penales, decidió patear su penal, el que le hubiese dado el pase a Boca, tan fuerte como el anterior y lo tiró muy por encima de los tres palos. Para colmo, se filtró que previamente hubo una pelea por los premios adeudados entre el plantel y la dirigencia.

Despido a Battaglia

A pesar de haber merecido más, la eliminación ante Corinthians hizo tomar una decisión al Consejo de Fútbol: prescindir del entrenador. ¿Cómo lo hicieron? Citándolo en una estación de servicio, cosa que no cayó bien en los hinchas.

Hugo Ibarra, el interino. ¿El interino?

La dirigencia decidió repetir la fórmula que hicieron una vez se fue Russo, pasar al entrenador de Reserva a Primera. Entonces el sucedor de Battaglia fue Ibarra. Su debut fue derrota en el Nuevo Gasómetro ante San Lorenzo. Aquella tarde Marcos Rojo anotó el único gol boquense y decidió ir a festejarlo muy efusivamente con Carlos Izquierdoz, el habitual capitán que no jugó por decisión del nuevo entrenador.

Goleada en Entre Ríos.

El mes no podía cerrarse peor, una durísima derrota 3-0 ante Patronato en Paraná parecían hacer tambalear la credibilidad del Negro en el banco visitante. No obstante, tal y como había confirmado Ameal en rueda de prensa (a pesar de que minutos después Bermúdez dijo lo contrario), el ex lateral multicampeón seguiría tomando las decisiones.


AGOSTO


La renovación de Rossi, fuego cruzado

El comienzo de agosto fue un bidón de nafta para apagar el fuego de julio. Declaraciones cruzadas entre Jorge Ameal y Miguel González, representante de Rossi, no daban tregua al Mundo Boca. "No podemos ofrecerle un contrato que quiebre al club" y "vamos a reunirnos con el Consejo de Fútbol para definir si Agustín Rossi sigue atajando en Boca", fueron las frases más resonantes del presidente. Mientras que el representante del arquero contestó que "en Boca quieren ensuciar a Rossi, es falso que iba a ser el mejor pago" y, la frase un tanto desafortunada: "hoy Rossi gana 50 mil dólares por año, no le alcanza para vivir".

Cavani, tan cerca y tan lejos

Después de varios mercados de pases donde el nombre de Edinson Cavani sonó más como relleno de horas muertas que como realidad, esta vez parecía que el sueño se haría realidad. Fotos y videos del uruguayo a punto de viajar, incluso algunos hinchas boquenses lo esperaron la mañana siguiente en el aeropuerto. Pero no fue. Terminó fichando por Valencia.

La lesión al Changuito

En el campo de juego, la victoria en Copa Argentina ante Agropecuario le costaría muy caro. A los cinco minutos, en una acción totalmente intrascendente por la banda izquierda, Milton Leyendeker lesionó a Zeballos, quien debió pasar por el quirófano y se perdió toda la temporada.

Racing vs. Boca, el penal y las piñas

Un duelo clave por la candidatura a la liga. Dominó Racing, pero en la última jugada hubo un penal a Boca que Rapallini, a instancias del VAR, marcó el final del partido, sin explicar por qué no sancionaba penal. En el entretiempo de aquella noche hubo una rencilla física entre Zambrano y Benedetto, y el peruano salió a jugar el segundo tiempo con un visible golpe en su pómulo. "Ustedes le faltaron el respeto a Boca. Esto no es un club de barrio, están en el mejor club del mundo", les recriminó Riquelme luego de sancionarlos.

La aparición del salvador: Lucas Langoni

Luego de vencer agónicamente a Defensa y Justicia en Varela y cortar una pésima racha de visitante, Boca debía ganarle a Atlético Tucumán, el líder absoluto, para seguir con vida. Se fue al entretiempo perdiendo y con el público recriminándole a los jugadores. Cuando parecía imposible la remontada, un tal Lucas Langoni metió un doblete al 30 y 40 para hacer delirar al pueblo xeneize.


SEPTIEMBRE


El segundo Superclásico del año, adentro

Mientras Gallardo ocultó la formación hasta último momento y buscó sorprender con cinco defensores y sin referencia en el área contrario, Ibarra fue más ortodoxo y le salió bien: A los 65′, Benedetto rompió su sequía de 700′ sin un gol.

Líder en Lanús

Fabra frotó la lámpara en el último minuto de un partido apático y Benedetto definió. Le dio los tres puntos a Boca ante Lanús y lo subió a lo más alto de la tabla de posiciones por primera vez en mucho tiempo. La remontada era un hecho.


OCTUBRE


Un campeón histórico

El 23 de octubre se dio, muy probablemente, el mejor desenlace de una liga en muchos años. Boca debía ganar para no depender de nadie, mientras que Racing debía hacer lo propio y esperar un milagro de su clásico rival.

A pesar de las pocas esperanzas de los racinguistas, Independiente fue para adelante y empató 2-2. Lo más curioso fue lo que pasó en el Cilindro: Racing comenzó ganando 1-0, River lo empató, y, a minutos del final, Armani le atajó un penal a Galván. Con ese remate, los de Avellaneda podían haberse coronado. Ya desmoronados, perdieron 2-1.

De esta manera, Boca sumó su estrella 73.


NOVIEMBRE


El año deportivo lo cerró con una nueva final. A pesar de haber ganado las dos competiciones que clasificaban a los equipos a jugar el Trofeo de Campeones, no se lo dieron directo y debió enfrentar a Racing en el Estadio Parque La Pedrera.

La Academia ganó 2-1 en tiempo suplementario, pero lo más destacado fue el desbarajuste entre los futbolistas. Es que después del desenlace de novela que tuvo la liga, el clima quedó caliente. Hubo diez expulsados: Villa, Varela, Advincula, Zambrano, González, Fabra y Benedetto, Carbonero, Alcaraz y Galván. Como siete de ellos fueron boquenses, el duelo debió ser terminado antes.


DICIEMBRE


Ya sin competencias y en pleno fervor mundialista, diciembre fue el mes más tranquilo de Boca. No pasó nada. Ni trajo refuerzos, ni vendió jugadores. El único rumor es que Hugo Ibarra renovará su contrato.