Noticias En vivo
Real Madrid

El Bernabéu sigue a la espera de la redención de Gareth Bale

06:15 CLST 19-11-21
Gales Golf Madrid
Se cumplen dos años de la famosa foto y Bale apenas ha jugado para el Real Madrid

El 19 de noviembre de 2019 la selección de Gales logró la clasificación para la Eurocopa de 2020 y en plena celebración una bandera colmó el vaso de la paciencia del madridismo con Gareth Bale. El británico, lleno de felicidad y sonriendo como nunca, posó con una bandera galesa que rezaba "Gales. Golf. Madrid. In that order", haciendo alusión a las prioridades del futbolista.

Esas banderas se hicieron muy famosas en aquellas semanas en Gales entre los aficionados del país después de que Pedja Mijatovic, héroe de la séptima Copa de Europa para el Real Madrid, dijera precisamente eso en 'El Larguero' de la Cadena SER tres semanas antes: que para Bale lo primero era la selección de Gales, luego el golf y luego el Real Madrid.



Desde entonces, Bale, cada vez que jugó en el Bernabéu, fue pitado por un gran número de aficionados madridistas, los cuales se sentían defraudados con jugador que en el pasado fue vital para la consecución de títulos importantes, pero que debido a su bajo rendimiento en las últimas temporadas y a sus continuas lesiones, su popularidad había caído en picado.

De hecho, Bale, desde que posó con aquella bandera, solo ha sido titular en un partido con el Real Madrid en el Santiago Bernabéu. Fue el 16 de febrero de 2020 ante el Celta de Vigo en un partido que acabó en empate a dos. Si bien es cierto que luego llegó la pandemia y que la temporada pasada, Bale estuvo cedido en el Tottenham y que, además, aunque se hubiese quedado, no habría jugado en el Bernabéu debido a que los encuentros se disputaron en el Di Stéfano, el futbolista británico, desde aquella bandera, solo ha jugado 171 minutos en el Bernabéu.

Todo parecía apuntar a que el próximo día 28 de noviembre ante el Sevilla iba a producirse ese reencuentro entre Bale y la afición blanca, pero una vez más, las lesiones se han cruzado en el camino del galés de una manera que cansa a los hinchas. Una vez más, Bale, tras llevar dos meses lesionado, se recuperó a tiempo para ir convocado con Gales, jugó un partido y regresó con problemas físicos.



Al menos tres semanas más estará de baja el jugador británico que, quizás, podría llegar a tiempo para la vital semana de principios de diciembre en la que el Real Madrid recibirá primero al Inter de Milan y luego al Atlético de Madrid. Quién sabe si esa semana Bale volverá a jugar en el estadio madridista por primera vez en casi dos años e incluso, si volverá a marcar en un terreno de juego en el que no ve puerta desde el 16 de marzo de 2019 ante el Celta de Vigo en un partido que supuso el regreso de Zinedine Zidane al banquillo blanco tras la destitución de Solari.