Noticias En vivo
LaLiga

Por qué no hay Boxing Day en España y no se juegan partidos de LaLiga

08:07 ART 26/12/21
Vinicius Real Madrid Barcelona 2021-22
A priori podría parecer que un país tan futbolero como es España podría albergar con éxito una jornada a lo Boxing Day, pero la realidad es otra

El Boxing Day es una tradición británica que lleva décadas llevándose a cabo y, sobre todo, llevando la alegría a millones de aficionados al fútbol que bien de manera presencial o a través de la televisión degustan uno de los productos navideños deportivos más importantes del planeta.

Como suele ser habitual, en otros países se han hecho la pregunta sobre si merecería la pena replicar el modelo tanto para entretener a la numerosa afición al fútbol como para que los ingresos del balompié crezcan y se repartan entre los que forman el negocio que es este deporte.

La cuestión es que por unas razones o por otras, el Boxing Day a la española ni se disputa ni se disputará en nuestro país seguramente, al menos en un futuro próximo. Eso no quiere decir que no se haya llevado a cabo ninguna prueba para ver qué resultado podía conseguirse con ello, pero el rédito estuvo muy lejos de lo deseable cuando se intentó.

Fue en la temporada 2015/16 y aunque no se trató de un Boxing Day al uso, sí se programó una jornada en los dos últimos días del año, el 30 de diciembre y la Nochevieja. Sin embargo, el experimento no satisfizo a nadie y razones hubo para ello, desde luego.

El grueso de la jornada se disputó el día 30, dejando para la víspera de Año Nuevo solamente un encuentro, el Villarreal-Valencia, derbi regional que permitía a los participantes en el mismo cenar con sus familias en casa. En cuanto a la programación de los partidos del día 30, no había ninguno que llamara poderosamente la atención con excepción de un Real Madrid-Real Sociedad.

La asistencia a los estadios no fue la esperada y el seguimiento por televisión de los encuentros resultó menor del esperado. Las fechas navideñas en España, asumieron los responsables deportivos y televisivos, son días para la familia, las compras y la diversión más allá del deporte rey.

Asimismo, la sobreabundancia de competiciones y partidos hace que los futbolistas y, más en concreto la AFE, no estén dispuestos a perder fechas de descanso navideño en favor de un fútbol cada vez más exigente con sus protagonistas. Quizá una fecha programada con un calendario de partidos de grandes rivalidad entre clubes podría llevar a replantearse a las partes la posibilidad de ofrecer un producto muy atractivo a cambio de contar con menos días de descanso durante las fiestas navideñas. Mientras tanto, España seguirá parando a finales de diciembre como es costumbre.