España, de semifinales de la Eurocopa... a sufrir con la 115 del mundo

Álvaro Morata España Selección Española Kosovo
Sefutbol
Le costó horrores vencer ante una Kosovo sobre el papel muy inferior. La victoria de Grecia contra Suecia hace que la Selección dependa de sí misma.

Firma Mario Cortegana

ASÍ FUE EL KOSOVO-ESPAÑA DE CLASIFICACIÓN PARA EL MUNDIAL DE QATAR 2022

Esta España es tan extraña que puede sorprender a la vez por quedar semifinalista de la última Eurocopa y por sufrir en la fase de clasificación para el Mundial 2022 frente a la 115 del Ranking FIFA. Tras el cómodo triunfo ante Georgia, Luis Enrique pasó a su equipo por el probador y lo sacó en Kosovo con seis cambios, más de medio once movido. Y no es que el experimento fracasara, pero el pobre 0-2 aumenta las dudas aunque Grecia echara una mano ganando a Suecia.

Sigue el asturiano, y no sobra recordar que así rozó la final en verano, empeñado en que Marcos Llorente sea lateral derecho. Sigue también sin encontrar una pareja de centrales que se asiente y transmita seguridad, esta noche con Laporte e Iñigo Martínez flojeando. Y sigue sin ver claro un ataque que funcione con regularidad, auxiliado por la aparición hoy con gol de Fornals desde la izquierda.

El artículo sigue a continuación

Más de media hora anduvo la Selección intentando sin éxito tirar a puerta. Lo probó, necesitando un 69% de posesión y con un 91% de precisión en sus 305 pases, en cuatro ocasiones, todas sin ir entre los palos. Hasta que dos minutos después, cuando había más sudor por los nervios que por el desgaste, Fornals, asistido por Morata, logró el 0-1.

Lejos de impulsar a España, el tanto sólo se sintió en el marcador. En el césped continuó la sensación de que Kosovo, con muy poquito, si acaso fe en aprovechar una contra, podía armarla buena. Hasta la sentencia, asomando el descuento, del pichichi Ferran, el peligro se limitó a una falta muy lejana de Soler, un cabezazo al lateral de la red de Morata y otro del propio Ferran.

Mientras, Kosovo había acariciado y hasta desperdiciado varios mano a mano, como en el 53'. Y exigía lo mejor de Unai Simón, que salvó lanzándose al palo corto en el 80', todavía con 0-1. Para España, con seis puntos de nueve en esta ventana, la clasificación es más esperanzadora que su fútbol.

Cerrar